Noticias

POV: Steve Ballmer deja Microsoft

Antecedentes

El Director Ejecutivo de Microsoft, Steve Ballmer, sorprendió a toda la industria al anunciar que él también seguirá los pasos de Gates hacia su jubilación.   A pesar de que Microsoft ha seguido facturando grandes cantidades de ganancias en los 15 años que Ballmer ha estado al timón, han habido comentarios que sugieren que Ballmer ha pasado por alto algunas de las tendencias clave que orquestan el paso de los cambios en la industria, permitiendo así que Apple y Google tomen las riendas.

Implicaciones y Detalles

No se puede negar que Ballmer ha sido un Director exitoso y por lo tanto encontrar su remplazo será una tarea difícil.

Si bien es cierto, aunque los ingresos de Microsoft triplicaron bajo su dirección, también se vieron acciones poco beneficiosas tales como: anunciar una oferta (infructuosa)  para la compra de Yahoo, burlarse del lanzamiento de iPhone (las ventas de iPhone hoy en día superan los ingresos totales de Microsoft) e invertir billones de dólares en Bing en un fallido esfuerzo por competir con Google.

Lo interesante es que el precio de las acciones de Microsoft incrementó un 7% después de anunciarse la partida de su Director.

Quien venga en reemplazo de Ballmer, ciertamente tendrá un gran número de tareas urgentes por resolver. Recientemente, Ballmer reestructuró la compañía con fines de enfocarse en ‘dispositivos y servicios’ , lo que supondrá mucho trabajo pendiente en ésta área.

El nuevo Xbox One será lanzado a fin año. Este nuevo equipo muestra gran potencial para hacer frente a la feroz competencia que le marcará el nuevo Play Station 4. Por otro lado, Windows para móviles aún muestra ser mejor en la teoría que en la práctica. Su intento más reciente por alterar el duopolio de Apple/Android con la tableta Surface, no ha tenido mayor impacto en el mercado. Adicionalmente, la reciente desaparición de Blackberry y el lento declive de Nokia- la compañía que Microsoft eligió para asociarse- demuestran que sobrevivir y mantenerse a flote en la industria de Smartphones cada día es más difícil; y por lo Microsoft deberá poner en marcha una nueva estrategia si quiere mantenerse firme.

En cuanto a publicidad, Microsoft debe decidir si está dentro o fuera de esta industria; la decisión de establecer su propia versión de “Do Not Track” como estándar en Internet Explorer y arremeter en contra de la política de privacidad de Google y sus avisos, no fue bien visto en Madison Avenue sobre todo cuando sus anuncios no son particularmente diferentes a los de las demás plataformas. Además, Microsoft deberá buscar la forma de justificar la inversión en Bing, y decidir si van a continuar con la alianza de servicio de búsqueda  que tiene con Yahoo.

Estos son algunos puntos por analizar, pero lo más importante sin duda, será que el/la nuevo/a director ejecutivo tendrá que planear una estrategia futura para este negocio cuyos ingresos dependen en su mayoría de las ventas de su software para laptops y PCs, en un mercado donde el uso de software libre es elemento cotidiano y el los PCs y Laptops parecen tener su uso casi restringido a la oficina.

La fortuna de Microsoft fue construida en base de su producto Office, y es sólo en las oficinas en donde aún este producto es relevante y en el mercado que genera dinero.

Resumen

Ya existen algunos candidatos en la nómina para reemplazar a Steve Ballmer, entre estos algunos altos ejecutivos de Google y el Director actual de Nokia.  Lo importante será encontrar a alguien que no sólo sea capaz de manejar un negocio multibillonario, pero que también sea capaz de cambiarlo. Recientemente, un analista hizo la observación y comentario de que Apple pudiese haber sido aún más rentable si Ballmer hubiese estado al mando, aunque si hubiese sido así, probablemente el iPhone e iPad no habrían sido inventados. En otras palabras, lo que se piensa es que ahora; después decir adiós a Ballmer y agradecer sus beneficiosos aportes a la compañía, la mejor estrategia sería buscar a un nuevo líder que sea más del tipo Apple.